sábado, 8 de octubre de 2016

El reposo del guerrero



El Reposo del Guerrero

El ratón vaquero,
cansado de andar
decidió un buen día
volver al hogar.
De las aventuras
se quiso alejar
y su vida futura
pasarla en solaz
El ratón vaquero
ya no pudo más
se sacó las botas,
¡quiso descansar!
Sus viejas pistolas
las quiso colgar
y con las balas se hizo
un elegante collar
Pantuflas ha calzado
los raídos jeans colgó
y con pijama ataviado
un bostezo sofocó.
Buscó gorro y orejeras,
a la cama se subió
¡y, en menos que canta un gallo,
dormidito se quedó!
Siendo tan valiente
y tan combativo
el verlo abatido
le extrañó a la gente
Al día siguiente
dio declaración
y rueda de prensa
en un gran salón
Totalmente fresco,
ya bien descansado,
explicó, paciente,
a su público amado:
"Soy un ratoncito
heroico y valiente
que por muchos años
divirtió a la gente...
... pero estoy viejito,
¡quiero descansar!
Si yo me retiro,
a nadie hago mal,
al contrario, a otros
cedo mi lugar.
Con mis nietecitos
me iré a divertir
y a viejos amigos
quiero reunir
El ratón vaquero
será, de hoy en más,
un ratón casero
¡eso y nada más!"
Hasta aquí ha llegado
la declaración
y la han recibido
con una ovación.
Aplausos y abrazos
por todo el salón
cosechando va
el querido ratón
El ratón vaquero
ya se ha retirado
y ahora es un abuelo
atento y dedicado.
Retoza el guerrero
con los ratoncitos
pues el gran vaquero
¡ahora es abuelito!

Belkis O Bocaney

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lloviendo

Lloviendo Se fue lloviendo. Llovía afuera, llovía adentro. A raudales El tiempo se detenía, a ratos. Pero la lluvia lloví...