jueves, 20 de julio de 2017

Ojos

Ojos

Que pugnan por mirar por encima de sus nubes negras
cansados de contener el diluvio que les embarga
¡hartos de ver el dolor!
¡Tristes!

Ojos acuciosos, saltarines,
ocultos tras el oscuro cristal.
Asombrados
del avieso transitar por la vida.
Tímidos,
ante la crueldad y la temeridad.

Perlas negras que deambulan
en el mar infinito de una angustia contenida,
apenas revelada por una lágrima furtiva
que quiso ser tormenta ¡y apenas fue llovizna!.
B. Osiris B.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lloviendo

Lloviendo Se fue lloviendo. Llovía afuera, llovía adentro. A raudales El tiempo se detenía, a ratos. Pero la lluvia lloví...